lunes, 6 de noviembre de 2017

SALUDO DE IZQUIERDA DEMOCRÁTICA POPULAR (IDP) A LA CONMEMORACIÓN DEL CENTENARIO DE LA GRAN REVOLUCIÓN SOCIALISTA DE OCTUBRE

Ciudad de México, Domingo 5 de octubre de 2017.

Buenas noches compañeras y compañeros, 
Camaradas todos. 

Izquierda Democrática Popular  (IDP) envía un combativo saludo revolucionario a todos los presentes en esta gran conmemoración. 

No cabe duda que la Revolución Soviética fue como el estallido de una bomba nuclear, cuya radiación aún penetra en la clase obrera y los pueblos del mundo y mantendrá sus efectos durante muchos siglos más . Fue el inicio de un sueño, dónde la utopía de construir un mundo nuevo resplandeció en el horizonte sacudiéndose el yugo y construyendo los cimientos de una nueva sociedad, donde no existiera la explotación del hombre por el hombre. 

Así, aquel rayo de luz nos sigue guiando y nos alienta a luchar mientras en este mundo siga habiendo explotados y oprimidos. Hoy más que nunca los comunistas y socialistas del mundo, no podemos desfallecer, hoy más que nunca debemos cerrar filas, nutrirnos de la experiencia que nos dejó la gran Revolución Socialista Soviética, ser críticos y objetivos; asimilar la teoría marxista-leninista y adecuarla a nuestro tiempo, a nuestras propias condiciones y asumir que está no es una receta ni un dogma, sino una herramienta de análisis que nos ayude a construir en nuestra patria ese sueño: El socialismo.                

Así, y con el fin de honrar la memoria de aquellos que dieron la vida por derrocar al régimen capitalista, es necesaria la unidad de todas las fuerzas comunistas para construir en cada rincón del mundo una realidad digna, en la que podamos soñar despiertos y en la que participemos todos con los ojos abiertos.                 

Comunistas de México, es momento de construir revolución, es momento de fundirnos en los corazones de nuestro sufrido pueblo y que sea nuestro fuego el que abrace y unifique a todas las luchas del pueblo trabajador. Debemos dejar de lado intereses mezquinos en aras del interés superior por derrotar al régimen opresor.    

Así pues, la mejor forma de honrar los ideales de aquellos hombres y mujeres imprescindibles y mantenerlos vivos en nuestra memoria es:

¡Ser pueblo, hacer pueblo y estar con el pueblo!
¡Por la patria, el poder popular!
¡Comunista de todos los países, uníos!



 

No hay comentarios:

Publicar un comentario