miércoles, 19 de febrero de 2014

POSICIÓN DE LA FEDERACIÓN DE SOCIALISTAS Y COMUNISTAS MEXICANOS (FESOCOM), ANTE LA REUNIÓN DE LOS JEFES DE GOBIERNO DE AMÉRICA DEL NORTE.

OBAMA Y HARPER:  AQUÍ NO SON BIENVENIDOS.
PEÑA NIETO NO REPRESENTA AL PUEBLO DE MÉXICO.
POSICIÓN DE LA FEDERACIÓN DE SOCIALISTAS Y COMUNISTAS MEXICANOS (FESOCOM),  ANTE LA REUNIÓN DE LOS JEFES DE GOBIERNO DE AMÉRICA DEL NORTE.

La reunión de los tres jefes de gobierno de América del norte el 19 de enero en la ciudad de Toluca, es la culminación y síntesis de un largo camino recorrido por el imperialismo y las oligarquías locales para apropiarse en forma definitiva de los pocos recursos naturales que aún podrían considerarse propiedad del pueblo de México, el petróleo en primer lugar.

Con toda la alharaca mediática que incluye la patética portada de la otrora poderosa revista Time con Peña Nieto en su portada, en una edición que no circulará en los Estados Unidos, los reales dueños de nuestro país presentan esa reunión como algo casi milagroso que servirá para situar a México a la altura de los dos socios visitantes y en el ancho camino del progreso y bienestar.

Empero, la terca realidad se encarga minuto a minuto de desmentir esa bien orquestada patraña y pone al descubierto los verdaderos propósitos e intereses tanto de los poderosos vecinos como de la oligarquía local.

Esa realidad nos dice que, a veinte años de haberse firmado el Tratado de Libre Comercio (TLC), la situación para el pueblo mexicano ha empeorado, que todos los argumentos que en su momento dio el gobierno priista de Carlos Salinas (DEL CUAL ES SUCESOR EL ACTUAL) para justificar la firma de dicho pacto, eran absolutamente falsos, que el desempleo ha aumentado, que el poder adquisitivo de las grandes masas ha disminuido enormemente, que el número de compatriotas que emigran hacia el país del norte suma millones anualmente, que más de la mitad de mexicanos sobrevivimos en condiciones de pobreza y pobreza extrema y que, el veinticinco por ciento del territorio nacional está concesionado a compañías mineras canadienses. Esta es la dura y cotidiana realidad para la inmensa mayoría de los mexicanos y no la que nos pretenden hacer creer la mayoría de los medios de comunicación, principalmente la televisión.
                                                                                                                                                                   Así, la reunión de Barack Obama, Stephen Harper, primer ministro de Canadá, y Enrique Peña Nieto quien se encaramó a la presidencia negociando con el hambre popular, servirá únicamente para afinar los detalles de la entrega a los grandes capitales extranjeros de lo poco que nos queda de riquezas y Soberanía Nacionales.

Por eso, los socialistas y comunistas mexicanos agrupados en la FESOCOM, rechazamos y condenamos esa “cumbre”, les decimos a Obama y Harper que no son bienvenidos sino al contrario y, al usurpador, que para nada representa al pueblo ni la Nación.


FEDERACIÓN DE SOCIALISTAS Y COMUNISTAS DE MEXICO 

No hay comentarios:

Publicar un comentario